Hola a Todos.

Lamento informarles que Crónicas de Hefestión sufrió un ataque distribuido denegación de servicio conocido por sus siglas DDOS. Es la razón por la cual a muchos nos ha sido imposible ingresar en la página.

No se por que personas inescrupulosas lo han hecho. ¿Maldad? Que se yo. A veces me desanima luchar contra la maldad inherente a las personas. El personal de host me ha estado prestando toda su colaboración y de verdad no tengo como agradecérselos. Son profesionales de primera. En fin, espero pronto poder estar online de nuevo, y hacer todo lo que esté a mi alcance para que no vuelva suceder algo así.

Sin embargo, los invito a visitar peliculasgay.xyz si no pueden ingresar en esta página, así que no se desanimen. Solo hay que tener un poco de paciencia. Estoy trabajando duro para volver a estar en línea.

Disculpen lo malo. Y recuerden que pueden seguir las novedades por Twitter y la pagina de Facebook.

Un abrazo a todos.

 

*¿Que es un Ataque DDoS?
¿Qué es un ataque DDoS?
DDoS son las siglas de Distributed Denial of Service. La traducción es “ataque distribuido denegación de servicio”, y traducido de nuevo significa que se ataca al servidor desde muchos ordenadores para que deje de funcionar.

Pero aun así esto no nos guía mucho sobre lo que es un DDoS. Para explicarlo voy a recurrir a una simple analogía en la que nuestro servidor es un auxiliar que atiende a personas en una ventanilla.

Nuestro auxiliar es muy eficiente y es capaz de atender a varias personas a la vez sin despeinarse: es su carga normal. Pero un día empiezan a llegar cientos de personas a la ventanilla a pedirle cosas a nuestro auxiliar. Y como cualquier humano normal, cuando hay mucha gente dándole la lata no puede atender a todos y empieza a atender más lento de lo normal. Si viene todavía más gente probablemente acabe hasta las narices, se marchará de la ventanilla y ya no atenderá a nadie más.

En el servidor pasa lo mismo: cuando hay demasiadas peticiones se queda sin recursos, se cuelga y deja de funcionar. Puede que se apague directamente o que sólo deje de responder conexiones. De cualquiera de las dos formas, el servidor no volverá a la normalidad hasta que el ataque pare, ya sea porque los atacantes han parado o porque se logrado bloquear las conexiones ilegítimas (veremos más adelante cómo), y se rearranque todo lo que haya dejado de funcionar.

Este es el concepto básico del DDoS, aunque se puede modificar para que sea más efectivo. Por ejemplo, se pueden enviar los datos muy lentamente haciendo que el servidor consuma más recursos por cada conexión (Slow Read es un ejemplo de ataque de este tipo), o alterar los paquetes para que el servidor se quede esperando indefinidamente una respuesta de una IP falsa. Fuente: genbeta

Deja un comentario